Análisis sobre la aplicación de Summorum Pontificum en los EEUU


ESTADOS UNIDOS: LA RIQUEZA DE LA LITURGIA TRADICIONAL

CADA VEZ MÁS ACCESIBLE

Fuente: Paix Liturgique

«La carta apostólica motu proprio data «Summorum Pontificum» del Sumo Pontífice Benedicto XVI, del 7 de julio de 2007, que entró en vigor el 14 de septiembre de 2007, ha hecho más accesible a la Iglesia universal la riqueza de la Liturgia romana».

Instrucción Universæ Ecclesiæ del 30 abril de 2011

Casi tres años después de la aplicación de la instrucción sobre la aplicación del motu proprio Summorum Pontificum, el efecto Summorum Pontificum no disminuye y la universalidad de la liturgia romana se afianza cada vez más. Para comenzar bien el año, este mes ofrecemos a nuestros lectores un panorama sobre los progresos de la forma extraordinaria en Estados Unidos. 

A) Comencemos por New York, más precisamente, Staten Island. Después de 48 años de ausencia, el 12 de octubre de 2013, la misa tradicional ha vuelto. Todavía no se trata de una misa dominical y semanal, pero ha tenido un éxito notable, como manifiesta un fiel: «Contrariamente a lo que imaginaba –y probablemente, también a lo que imaginaban quienes programaron una misa a las 19.30 horas un sábado de octubre– éramos más de cien personas». Organizada en la iglesia del Sagrado Corazón, una iglesia histórica del barrio, esta misa fue celebrada por un sacerdote que declaró haber aprendido a celebrarla para dicha ocasión. Ahora bien, como señala el mismo fiel: « ¿Acaso un sacerdote se tomaría el trabajo de celebrar la misa extraordinaria sólo para satisfacer a un puñado de fanáticos una o dos veces por año? ¿O más bien, este sacerdote cree en el valor espiritual de esta misa y piensa introducirla de nuevo en su parroquia de modo regular? Si logra atraer un centenar de personas el sábado a la tarde, ¿cuántas vendrían el domingo a la mañana, a las 10.30 horas?». No sabríamos expresarlo mejor. Notemos, de paso, este detalle que nos confía el fiel: «Como sucede en todas las misas a las que asisto en New York, unas señoras filipinas nos esperaban en la entrada de la iglesia para distribuirnos con amabilidad unos libritos para poder seguir mejor y participar en la misa”.

B) Como lo muestra el caso de este párroco de Staten Island, y como lo hemos escrito a menudo, la formación de los sacerdotes es uno de los puntos fuertes del desarrollo de la misa en Estados Unidos. En una entrevista con la revista Regina, Byron Smith, secretario de Una VoceAmerica, nos informa al respecto que más de 1000 sacerdotes del país han participado en un seminario de aprendizaje de la misa tradicional. Los canónigos de Cantius (ver nuestra Carta 260en francés) se encuentran entre los divulgadores más eficaces de la liturgia tradicional: del 10 al 13 de octubre, realizaron un curso para los seminaristas de la diócesis de Detroit.

C) En el año 2013, la diócesis de Detroit ha sido en muchos aspectos un excelente símbolo del desarrollo armónico de la forma extraordinaria en Estados Unidos: además de la sesión de formación ya mencionada para los seminaristas diocesanos, la liturgia tradicional ha vuelto a la catedral del Santísimo Sacramento a fines de agosto –es uno de los obispos auxiliares, Mons. Hanchon, quien celebró en esa oportunidad– a pedido del grupo Juventutem local; algunas semanas antes, fue otro obispo auxiliar, Mons. Reiss, quien confirió el sacramento de la confirmación a 16 fieles de la comunidad Summorum Pontificum de la iglesia San Josafat. Implicación de los obispos, acceso a los sacramentos, formación de los seminaristas: ésta es una diócesis donde las riquezas del motu proprio se dispensan generosamente, una situación envidiable de este lado del Atlántico…

Catedral del Santísimo Sacramento de Detroit

D) En la diócesis de Galveston-Houston, el día de la Asunción, el arzobispo, cardenal DiNardo, puso a disposición de los fieles una parroquia personal de la cual se hizo cargo el padre Van Vliet, de la Fraternidad San Pedro (FSSP), durante una ceremonia presidida por el vicario episcopal. Bautizada Regina Cœli, esta parroquia todavía no posee iglesia propia, pero ha recibido autorización para construir en un terreno donado en el noroeste de la ciudad. Y para terminar bien el año 2013, el 23 de diciembre, el obispo de Springfield (Illinois), erigió la capellanía Santa Rosa de Lima, también atendida por la FSSP, en parroquia personal.

E) La costa del Pacífico no va a la zaga, gracias a dos arzobispos admirables: Mons. Sample, de Portland (ver nuestra Carta 38) y Mons. Salvatore Cordileone, de San Francisco. Este último, además de apoyar calurosamente la mayoría de las iniciativas Summorum Pontificum que se le proponen, no duda en presentar otras a su clero y a los fieles. Así, desde el domingo de la Santísima Trinidad, por pedido personal del arzobispo de San Francisco, la misa tradicional ha encontrado nuevamente derecho de ciudadanía en la iglesia Estrella del Mar. Todos los domingos y a las 11 horas: ¿qué más se puede pedir?

F) Estas buenas noticias provenientes de los Estados Unidos no significan que el motu proprio se encuentre en punto muerto en el resto del mundo. En Europa, por ejemplo, siguen apareciendo nuevas misas y otras ganan en visibilidad y facilidad de acceso. Así ocurre en España, donde la prensa local de Gijón acaba de informar que la misa local ha sido trasladada a una iglesia del centro histórico. Asimismo en Segovia, de ahora en más, está presente el apostolado del Instituto Cristo Rey a las 19 horas en la iglesia San Sebastián. Desde junio, Eslovenia cuenta también con una primera aplicación mensual del motu proprio, en Maribor. En Italia, a pesar del cierre de los numerosos lugares de misa atendidos por los Franciscanos de la Inmaculada, una nueva misa dominical se celebra en Palermo, todos los domingos a las 17.30 horas en la iglesia San Basilio.

G) Además de este desarrollo que podríamos llamar «orgánico» del motu proprio, cabe señalar que la promoción puntual de la forma extraordinaria no conoce respiro: infatigable servidor de la reforma litúrgica, Mons. Schneider celebró un triduo en Irlanda al comienzo del Adviento; Mons. Bartulis, obispo de Siauliai, Lituania, asiduo participante de la peregrinación a Chartres, celebró una misa pontifical este verano durante un seminario litúrgico en su diócesis; todavía más al este, el cœtus Summorum Pontificum de Moscú (que cuenta con una misa todos los domingos a las 17 horas en la cripta de la catedral), apadrinó un viaje de presentación de la misa tradicional en la ciudad de Berezniki, situada al pie de los Urales. Y finalmente, la comunidad de Hong Kong, anterior al motu proprio y de un dinamismo infatigable, inauguró el domingo deGaudete un ciclo de conferencias litúrgicas con una presentación realizada por Mons. Schneider sobre los beneficios y la necesidad urgente de la comunión de rodillas y en la boca, tema de su último libro, cuya traducción francesa está en curso gracias a Renaissance Catholique.

H) En suma, a pesar del cambio de pontificado, el efecto Summorum Pontificum no ha cesado en 2013. Esperemos que siga así en 2014. Por una sencilla razón: la demanda y la necesidad siguen vigentes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s